sábado, 8 de mayo de 2010

idiota, idiota, idiota, idiota.

Pero... ¿Qué estoy haciendo aquí? Tengo la sensación de que he caminado demasiado con los ojos cerrados, y ahora ya no puedo dar marcha atrás. Dejé de guiarme por mi alocada cabeza para guiarme por mi estúpido e inconsciente corazón. ¿Y ahora qué? No pienso volver a empezar. Te quiero a ti, a nadie más. Pero me parece que he visto demasiadas películas...

1 comentario:

  1. Me he sentido así varias veces.
    Buena reflexión.

    Feliz lunes

    ResponderEliminar